Mauthausen 90.009. La historia de un español en los campos nazis.

Cargando..

Autor del Libro: Enmanuel Camacho y Ana Torregrosa.
Enmanuel Camacho Lisbona nació en Huelva en 1.976. Estudió periodismo, e inició su labor profesional como productor y locutor radiofónico en Onda Cero, trabajando después en Local Media, Sevilla Televisión, España 7 días, Suplemento del diario El País, e informativos Tele 5 en Andalucía.
Ana María Torregrosa Carmona nació en Albox (Almería) en 1.972. Licenciada en Ciencias de la Información comenzó su trayectoria profesional en el diario regional ideal en Almeria, siendo también corresponsal de noticias de la agencia Colpisa, corresponsal en Almeria del diario El País, y trabajando en Canal Sur Radio. En 1.999 obtuvo el primer premio nacional de jóvenes periodistas por el reportaje "Centinelas de la memoria", sobre los dos únicos supervivientes almerienses del Campo de Mauthausen: Joaquín Masegosa y Antonio Muñoz Zamora.

Sinopsis:
En el campo de exterminio nazi de Mauthausen fueron asesinadas 200.000 personas. Más de 7.000 eran españoles. Solo uno de cada tres presos sobrevivió al proceso exterminador del infierno austríaco. En Mauthausen se decía que "se entraba por la puerta y se salía por la chimenea". Aunque algunos lograron sobrevivir para contarlo.
Mauthausen 90.009 es la historia de Antonio Muñoz Zamora, un joven comunista español que, tras perder la Guerra Civil y combatir junto a la Resistencia Francesa, es arrestado por la Gestapo y deportado a los campos de la muerte.

 Identificado con el número 90.009, capicúa, humillado y torturado, Antonio descubre que sólo con el valor, la coherencia y la solidaridad es posible salir con vida de las atrocidades de aquella época. Puntos en los que la mayoría de supervivientes coinciden, sobre todo en la solidaridad.

Antonio Muñoz Zamora falseó su edad para alistarse en el Ejército con 16 años y defender sus ideas republicanas. Luchó en España y en Francia, a pesar de que sus primeros contactos en este país fueron como miles de exiliados españoles, con sucesivos campos en los que les encerraron. La razón de su constante pelea por la libertad, según Ana Torregrosa es que "Conjugaba virtudes insólitas como la ausencia de rencor con el compromiso insobornable con la solidaridad". Según Enmanuel Camacho, "Él creía que luchar contra el nazismo era luchar contra Franco".

De la resistencia francesa pasó por varios campos de concentración alemanes hasta terminar en Mauthausen. Y según Camacho, sobrevivió, entre otras razones, por la capacidad de organización interna que mostraron los republicanos españoles para ocupar los mejores puestos y arroparse. "Tendemos a creer que la historia la hacen líderes relevantes que estudiamos, pero existe una masa anónima de gestas heroicas, Antonio Muñoz fue uno de esos héroes anónimos al que tuvimos el privilegio de conocer".

Este libro, además del testimonio de Muñoz Zamora, contiene documentación fotográfica, y nos revela quién es Muñoz Zamora en una foto tomada el día de la liberación del campo nazi por las tropas aliadas donde aparece mirando de refilón a la cámara, sonriente, con el cuerpo enflaquecido por el maltrato. Es la foto en la que podemos ver una pancarta, en castellano, dando la bienvenida a los liberadores de parte de los republicanos españoles que aún seguían vivos, los mismos que se juraron airear a los cuatro vientos lo que allí había ocurrido y alertar sobre los riesgos del fascismo.

Cuando se presentó este libro, en 2.004, Enrique Cervera elogió "la modestia y la personalidad de un hombre sencillo y trabajador" y apuntó que la lectura de la obra reafirmó su convicción de que "la derrota del nazismo estuvo tanto en los blindados norteamericanos y en la artillería soviética como en el corazón de los hombres que no se rindieron pese a las durísimas pruebas que la vida les puso por delante", y dijo que este libro "no cuenta tanto los horrores de la guerra como el horror de la paz de los cementerios que imponía el régimen nazi".
En esa misma presentación, Ana Torregrosa, dijo que "en ocasiones, la historia no la hacen los personajes que estudiamos en los libros sino una masa silenciosa que conforman día a día la intrahistoria, en palabras de Unamuno, que con su luchas, sus gestas y sus vidas ejemplares son los artífices de la historia con mayúsculas", reflexión con la que estoy totalmente de acuerdo, e indicó que, "como depositarios de la libertad que ellos consiguieron, nuestro compromiso es darle voz a los supervivientes que aun siguen vivos y mantener viva la memoria de los que desaparecieron".


Como ya hice con Alfonso Maesa, iré resumiendo en varias entradas el testimonio recogido en el libro para dar a conocer las vivencias y experiencia de Muñoz Zamora, ya que para él, este libro fue el cumplimiento del juramento que hizo una vez estaba en libertad, y lo vio como una garantía de que esta historia no se volvería a repetir.
"No hay mordaza más sólida que la que el miedo anuda"  - Antonio Muñoz Zamora

votar

27 Comentarios: (+añadir comentario?)

Gil de Luna dijo...

Un libro qque no he leido y que ya esta en mi lista, se merece una lectura.
Gracias por tu aporte a mejorar mi biblioteca.
Un saludo!!

Clara dijo...

Una historia preciosa de solidaridad y valor. Héroes anónimos .Gracias ,por hacérnosla
llegar. La información nos hace libres y consecuentes y tú nos
trasmites emoción y sentimientos. Muchas veces, me pregunto: ¿ Cómo lo haces?.
Un abrazo enorme

Nikkita dijo...

Gil de Luna, si, se merece una lectura.
Un beso


Clara, muchas gracias. Es vuestra disposición la que os hace percibirlo.
Muchos besos

Anarkostro dijo...

Como siempre, genial Nikkita.

Chesana dijo...

Hubo un tiempo, hace mucho ya, que leía todo lo que caía en mis manos sobre la II Guerra Mundial, y los campos de concentración en particular, y no por morbo, si no por "saber". Pensaba, y sigo pensándolo, que lo que los supervivientes han ido contando es la verdad más cruda y cruel de lo que en verdad pasó... no lo que se cuenta desde el exilio.

Nikkita dijo...

Gracias Anarkostro (¿has cambiado la web?)

Nikkita dijo...

Ches, yo también leo todo lo que cae en mis manos por saber y por aprender, nunca por morbo.
Un beso

José Luis de la Mata Sacristán dijo...

una buena recomendación de lectura...

La Dame Masquée dijo...

Que barbaridad, lanzarse a algo asi con solo 16 años, apenas un niño. Tuvo que ser terrible cada experiencia, doblemente por contraste con su inexperiencia anterior. Me parece un libro muy interesante, madame. Le agradezco la recomendacion.

Feliz dia

Bisous

Elisa dijo...

Es tan emocionante tu blog. Y pienso seguir esta recomendación. Viene muy bien leer y saber sobre todas estas historias para que no se repita.
Saludos
Elisa, Argentina

Nikkita dijo...

Jose Luis, la verdad es que es uno de los libros donde mejor explicados he leído estos testimonios.

Nikkita dijo...

Madame, lleváis razón en lo que decís, pero en aquella época, con 16 años estaban casi obligados a ser hombres por las circunstancias.
Feliz día.
Besos

Nikkita dijo...

Elisa, gracias por tus palabras, y más teniendo en cuenta que los emocionantes son tus viajes.
Saludos

macgo dijo...

Tú misma lo escribes: La Historia no la escriben los grandes personajes sino los héroes anónimos.

Fabia dijo...

Ya me diste tarea ¡ a la busqueda de ese libro!, promete tanto como tu blog.
Besinos Nikkita.

Nikkita dijo...

Miguel, touché.
Saludos

Nikkita dijo...

Fabia, no creo que sea difícil de encontrar. Muchas gracias!
Besitos

meg dijo...

¡Qué personajes!. Merecen este homenaje que tú les das sacándoles del anonimato. Tu trabajo es admirable. Un beso. Y los puntos de blogsconeñe y de 5links.

Nikkita dijo...

Gracias meg. Hoy estáis revolucionados con los puntos......

Felix Casanova Briceño dijo...

Hola, querida Nikkta.
Pues ya esperamos ansiosos, esos testimonios de Muñoz Zamora. Mauthausen... cada vez que escucho estos nombres, un escalofrio y una rabia contenida recorren todo mi cuerpo. Cuanta injusticia. Desconocía el dato de que hasta 7.000 españoles pasaron por allí. Eso de salir por la chimenea, nadie, nadie, se lo merece....
Muchos besos

Nikkita dijo...

Pues si querido Felix, más de 7.000 españoles estuvieron allí, y más de 5.000 nunca volvieron.
Muchos besos

Oscar dijo...

Seguramente sera un libro con unos testimonios espeluznantes, no creo que este preparado aun para poder leerlo, quiza en unos meses.

Slaudos

Nikkita dijo...

Oscar, me parece perfecta tu decisión. No obstante en unos días os iré resumiendo el testimonio.
Saludos

Perikiyo dijo...

Libros como éste, ponen la historia en su sitio. Dan nombre y apellidos a quien realmente los merece y otorgan a sus protagonistas las medallas que los mandatarios nunca les colgaron, aunque las merecían.

Eres una pila alkalina.
Un beso.

Nikkita dijo...

ja ja ja, gracias Perikiyo, muy buen apunte el tuyo.
Un beso

Katy dijo...

Hola Nikkita. Muchas gracias por hacerte seguidora de mi blog Ciudadana del Mundo. Se bien venida con cariño. Venía a apuntarme a tu blog pero me he quedado flipada, el tema me llega muy hondo y no quiero más dolor en vi vida. Soy hijas de la II Guerra mundial, mis padres refugiados en campo de emigrantes, asi que prefiero tenerte como amiga`pero de momento me abstengo de seguirte.
Espero me perdones la sinceridad. Leo tus comentarios en Blog de Felix y de Fabia y me gusta,
Un abrazo

Nikkita dijo...

Katy no hay ningún problema. Paso por tu página y te dejo un mensaje.
Un abrazo.

Related Posts with Thumbnails